Tecnología

Vivir sin televisión es posible, sí

Cada vez más, el consumo de contenidos personalizado y el uso de tablets van tomando protagonismo

Edad recomendada De 0 a +13 años

Es raro encontrar una casa sin televisión. Incluso en muchos hogares es fácil encontrarte hasta 2, 3 y 4 monitores. Esto hace que tanto niños como adultos estén acostumbrados a vivir todo el día con la televisión encendida; tanto, que si no la oyen de fondo parece que les falta algo. Frente a esto, cada vez más familias reivindican una vida sin TV.

Tener la TV puesta es una rutina es muchos hogares

Si le dices un día a tu hijo, de repente, que vas a quitar todas las televisiones de casa y que ya no las vais a usar más, seguro que monta en cólera y se enfada como nunca antes lo había hecho. Y es que para muchas personas (no solo niños y adolescentes, también adultos), la televisión es una compañía imprescindible que sirve para entretenernos e informarnos. Aunque cada vez más está siendo sustituida por otras pantallas (ordenador, móvil, tablet), en todas las casas sigue habiendo al menos una televisión que, de media, se pasa unas 4 horas encendida.

Para muchas personas, de hecho, es imposible concebir una vida sin televisión. La ven durante las comidas, después de las comidas, antes de irse a la cama, ya en la cama… Muchas veces, incluso, sin gustarles realmente el programa que están viendo, solo por tenerla de fondo. Así que, si les dices a esas personas que en tu casa no hay ninguna televisión, abrirán los ojos como platos y se preguntarán cómo es posible vivir así. Pero es posible y, de hecho, cada vez más gente lo hace.

Y es que si bien es cierto que la televisión puede ser muy beneficiosa y nos sirve para mantenernos informados, divertirnos e incluso ayudar al desarrollo de nuestros hijos (siempre que se van programas adecuados y poco tiempo), no es necesaria para conseguir todas estas ventajas, se pueden obtener de otra manera.

Por ejemplo, para mantenerte informado de lo que pasa en el mundo puedes acudir a los periódicos en papel u online, aplicaciones móviles, la radio, etc. Para divertirte hay muchas cosas que puedes hacer, como jugar a un juego de mesa, leer, charlar con tu familia, etc. Y, por supuesto, para fomentar el desarrollo de tus hijos hay mil posibilidades más (y mejores).

Por eso, cada vez son más las familias que no usan televisión, ni ordenador o tablet, para ver programas, series o películas, sino que dedican ese tiempo a realizar otras actividades y han descubierto que no tener televisión tiene muchas ventajas, como fomentar la comunicación en la familia o jugar a juegos de mesa que tenían olvidados.

Por lo tanto, es posible vivir sin televisión y cada vez más gente lo hace. No obstante, tampoco hay que condenar la televisión y desterrarla de nuestras vidas ya que, como decíamos, también tiene sus ventajas. Quizá, simplemente, hay que acostumbrarse a usarla menos para disfrutar de otros placeres de la vida.

 

EXPERTO:

Compartir en Familia

Redacción

Compartir en Familia es una web divulgativa dirigida en exclusiva a los padres y madres de Santillana Compartir, un proyecto que apunta a la excelencia educativa a través de la integración de contenidos, tecnología y servicios dirigidos a toda la comunidad escolar. Nuestra propuesta educativa, que ya está presente en 13 países de Latinoamérica, se fundamenta en la construcción de un ecosistema educativo que permita mejorar las competencias y habilidades necesarias para los alumnos y alumnas de hoy en día.