Tecnología

Estudiar con vídeos de YouTube ¿el futuro de la educación?

La educación evoluciona y se adapta a las nuevas tecnologías

Edad recomendada De 4 a +13 años

La generación actual está integrada por nativos tecnológicos: niños nacidos y criados con las nuevas tecnologías para los cuales los libros están pasados de moda y solo prestan atención a aquello que se les enseña a través de una pantalla, ya sea de móvil, tablet, ordenador… Por eso, cada vez son más los profesores que introducen este tipo de herramientas en clase, para acercarse a sus alumnos.

Muchos profesores se animan a usar YouTube como herramienta escolar para mejorar la interacción

Un reciente estudio de la universidad de Sillicon Valley afirma que 86 de cada 100 estudiantes utilizan YouTube como ayuda para hacer los deberes, aprender o informarse. Es decir, casi un 90% de los estudiantes recurren a esta plataforma.

Otro estudio, realizado por los profesores Luis Adiel Morales y Teresa Guzmán de la Universidad Autónoma de Querétaro, demuestra la necesidad de implementar el vídeo como herramienta didáctica. "Un material audiovisual dentro del aula permite presentar un concepto determinado de una manera distinta a los alumnos, dando a la clase un ambiente de aprendizaje dinámico", recogen los expertos.

Eso hace que los docentes se planteen que seguir usando únicamente libros a la hora de impartir las clases, sobre todo si hablamos de chicos de instituto o universidad, está obsoleto. Lo cual no significa que haya que abandonar los libros, siguen siendo imprescindibles, pero hay que empezar a apoyarse en otras herramientas.

Eso sí, todas las herramientas tienen sus pros y sus contras, por lo que hay que saber cómo usarlas para que realmente ayuden en el aprendizaje. En internet, por ejemplo, podemos encontrar todo tipo de información: contrastada, verídica, bulos, opiniones… Por lo que muchos apuntan a crear plataformas especializadas de educación basadas en YouTube que permita a los profesores de todo el mundo compartir información y que atraiga a los chicos.

Esto es lo que ha hecho, por ejemplo, Quim Sabrià, ex profesor de matemáticas, fundador de EDpuzzle, una plataforma digital que permite a los profesores convertir sus vídeos favoritos en lecciones. O viceversa. Una especie de enciclopedia audiovisual.

"Para las nuevas generaciones, los vídeos y las redes sociales son plataformas donde formarse. Existen miles de jóvenes que quieren aprender y millones de personas dispuestas a enseñar", explica Sabrià. Esta plataforma cuenta actualmente con siete millones de alumnos, 600.000 docentes y dos millones de vídeos. Funciona en 150 países.

Este tipo de aplicaciones son el futuro de la educación para que los profesores y los alumnos no se alejen totalmente y la enseñanza llegue a todos de manera didáctica y entretenida. 

EXPERTO:

Irene García Pérez

Periodista

Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.